Senado indagará alegado déficit en sistema de pensiones en Brasil


Senado-Federal-de-Brasil

21/03/2017

Brasilia.- El Senado Federal de Brasil aprobó hoy instaurar una Comisión Especial de Investigación (CPI) para esclarecer si existe o no el déficit alegado por el presidente Michel Temer para impulsar una repudiada reforma de las jubilaciones.

La solicitud fue hecha esta tarde por el senador Paulo Paim, del Partido de los Trabajadores (PT), y recibió el apoyo de 57 de sus colegas, lo cual representa más del 70 por ciento de los miembros de esa Casa.

El colegiado lo integrarán siete miembros titulares, cinco suplentes y tendrá un plazo de funcionamiento de hasta 120 días, prorrogables por igual cantidad, precisó la Agencia Senado al dar a conocer la información.

El propósito de esta CPI será investigar la contabilidad y la situación fiscal del sistema de jubilaciones y demostrar que, en vez del presunto déficit en las cuentas de la seguridad social esgrimido por Temer, no existe y, por el contrario, hay superávit, señaló Paim tras elevar la solicitud a la Mesa Directora del Senado.

Dijo además que con esta comisión quieren combatir el fraude, la evasión de impuestos y la corrupción, así como poner en evidencia las cuantiosas deudas que tienen grandes empresas en sus aportes al sistema de pensiones, y las amnistías y exenciones que habrían restado recursos al sector.

El 15 de marzo último, Día Nacional de Movilización y Paralización, más de un millón de personas salieron a las calles en todas las entidades federativas del país para manifestar su desacuerdo con el intento de imponer, valiéndose de una campaña falaciosa y de intimidación, nuevas reglas para el disfrute de la jubilación.

Según el presidente de la Central Única de Trabajadores de Brasil, Vagner Freitas, la Propuesta de Enmienda Constitucional (PEC) 287 enviada por Temer al Congreso para modificar las reglas del sistema de pensiones ‘no constituye una reforma, sino una demolición’.

La PEC 287 -actualmente en discusión por una comisión especial de la Cámara de Diputados- estipula que tanto mujeres como hombres y trabajadores urbanos o rurales podrán jubilarse solo después de cumplir 65 años de edad y un tiempo de contribución mínima al Instituto Nacional de Seguridad Social de 25 años.

Aun así, garantizarían solo el 76 por ciento de la pensión, pues para tener derecho a percibir la jubilación completa sería necesario trabajar 49 años.

Elimina también las jubilaciones especiales para mujeres, campesinos y profesores de la enseñanza básica, entre otras categorías, y prevé desvincular algunos beneficios del salario mínimo, lo cual disminuiría el valor de la jubilación a lo largo del tiempo.

El gobierno de Temer, alertó el académico Eduardo Fagnani, quiere implementar una reforma ‘meramente fiscalista’, que desconoce la seguridad social como el mayor instrumento de protección colectivo del país, con un impacto directo o indirecto sobre cerca de la mitad de la población al beneficiar a unos 100 millones de personas.

http://www.prensa-latina.cu/index.php?o=rn&id=72690&SEO=senado-indagara-alegado-deficit-en-sistema-de-pensiones-en-brasil



Categorías:Actualidad, América Latina y el Caribe, Análisis, Derechos pensionarios

Etiquetas:,

A %d blogueros les gusta esto: